¿Qué es el ATR?

Son los tres parámetros de entrenamiento sobre los cuales se basan las preparaciones de los atletas más destacados. Es un sistema que se ha revelado, desde hace unos años, como el más adecuado para lograr tu máximo rendimiento
¿Qué es el ATR?
¿Qué es el ATR?
Votar
3 votos

ATR (Acumulación, Transmisión y Realización). Estas son las tres palabras mágicas que resumen los sistemas de entrenamiento más utilizados por los atletas de élite, y que tu puedes aplicar, de un modo más light, en tu preparación cotidiana. Pero ¿quien es quien, en ésta dinámica de entrenamiento? Acumulación:

Se trata de acumular mucha carga de trabajo, a un ritmo poco exigente, con poca recuperación y complementándolo con pesas, trabajo de gimnasio, multisaltos, gomas, etc. En esta etapa de entrenamiento, seguramente la menos agradecida de los tres ciclos, no podéis esperar buenos resultados compitiendo, ya que habitualmente entrenaréis cansados y no realizaréis apenas kilómetros rápidos. Es el momento en el que cimentaréis la base de vuestro entrenamiento, una base sobre la cual posteriormente levantaréis el "edificio".

Transformación:

Es un paso intermedio entre la acumulación y la realización. En esta fase iremos abandonando progresivamente el trabajo de gimnasio, sin dejarlo del todo, y se irán introduciendo series de mayor calidad. Anuque competitivamente no estemos al 100%, en esta fase ya podemos ir pensando en realizar buenas carreras, ir logrando buenos resultados y poniéndonos metas ya algo más exigentes. Aquí empezamos a "levantar el edificio".

Realización

Es el momento del ciclo en el que realmente hemos de plasmar todo el entrenamiento realizado. Si seguimos con el símil de la construcción de un bloque de pisos, en este momento estaríamos ya colocando la cubierta, es decir, dando los últimos flecos a la obra. En esta fase hemos de realizar entrenamientos muy rápidos, con bastante recuperación, y de una modo muy descansado. El trabajo de gimnasio prácticamenete se reduce a estirar y a mantener un buen tono muscular, y es ahora cuando hemos de realizar las mejores competiciones.

Una vez vistos los tres grupos de entrenamiento, la duda que nos plantearéis es ¿cuántas semanas dura cada fase? Eso dependera del tiempo que tengáis para afrontar vuestra próxima competición. Normalmente las tres fases son bastante simétricas, y doce semanas son suficientes para preparar, mínimamente bien, un objetivo bajo este concepto de entrenamiento.

Así, siguiendo este ejemplo, las cinco primeras semanas podían ser de acumulación, las cuatro siguentes de transformación y las tres últimas de realización. Esta proporción es variable (por ejemplo, hay personas que prefieren alargar un poco más la fase de acumulación, o de reducir la de realización), pero a modo de referencia, os puede servir nuestra propuesta.

Comentarios

 

Utilizamos cookies propias y de terceros para facilitar y mejorar la navegación, mostrarte contenido relacionado con tus preferencias y recopilar información estadística. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso. Más información.