Quince años en paralelo al auge del correr

Soy de los que piensa que, cuando te pones un dorsal, hay que darlo todo
Antonio Alix -
Quince años en paralelo al auge del correr
Quince años en paralelo al auge del correr

Tengo claro que la versión española de RW que celebra su decimoquinto aniversario nació en el momento adecuado  su existencia ha ido en paralelo al auge espectacular del correr por afición en España. No pudo elegirse mejor la fecha y no digamos el nombre porque ha sido en este período cuando el término español correr y el inglés footing han sido fagocitados por el running. Una palabra que se está españolizando y no me extrañaría que se acabase admitiendo académicamente como 'ranin' y 'raners' como se ha ido haciendo con otras palabras en inglés.

Yo llevo corriendo con asiduidad unos 35 de mis 52 años, con varios paréntesis por lesiones o por centrarme en otros deportes. Como he contado en otros artículos, con la competición como objetivo, aunque nunca he sido lo que se llama un atleta de los de entrenador, club y federación, sino que me he dedicado a las carreras populares en las distancias de 10 al maratón, así como al triatlón. Es decir, que encajo en el tipo de corredor al que va dedicada esta revista, algo que ya sabía, puesto que mucho antes de que saliese la versión española ya que leía habitualmente la original, la estadounidense.

Como yo ya había trabajado en otras revistas del grupo editorial y tenía mucha relación con los impulsores del proyecto, mi nombre encajó para escribir páginas de opinión más algunos reportajes y traducciones de textos de la versión original. Por ello he asistido desde dentro tanto a la consolidación de la revisa como al auge del concepto 'ranin'. Y confieso que si bien yo confiaba en cierto auge, desde luego no tan espectacular. Antes de salir RW España el corredor era el raro del edificio, eso de salir vestido de faena por el portal te hacía ser mirado con cierta guasa o un punto de locura. En cambio ahora, sobre todo en barrios de nueva construcción con población de edad media, el raro es quien no sale a correr.

Publicidad

Pero correr no quiere decir hacer atletismo, porque ese auge de practicantes y de competiciones no ha significadoque aumente la calidad y cantidad de atletas de elite españoles. Es más, incluso esto ha disminuido, hasta poder llegar a decirse –con pena- que el 'ranin' se ha comido al atletismo. Calles y parques están repletos de corredores de ambos géneros –en algunos sitios con más porcentaje de mujeres que de hombres y de diversa edad -aunque también es sintomático que pocos son menores de 30- pero ni la presencia ni las marcas de los atletas españoles son mejores que en el siglo XX. Si en Madrid y alrededores había una carrera a la semana, raro es ahora el fin de semana en el que no se rondan las diez. Pero la mayoría de ellas son más eventos que competiciones.

En paralelo al aumento de practicantes y eventos está el de renovaciones de las zapatillas, accesorios para correr, maneras de hacerlo, dietas y actividades complementarias tipo gimnasia, fortalecimiento y estiramientos. De tener como mucho tres tipos de zapatillas en cada marca se ha pasado en alguna a más de diez. De hacer los típicos estiramientos y abdominales a todo tipo de ejercicios que supuestamente te van a hacer correr mejor… hasta que descubres que en la revista anterior ¡o a veces hasta en la misma! (si hay un artículo traducido de la versión americana y otro de autor español) te recomiendan cosas opuestas. De llevar cronómetro con como mucho pulsómetro, y música en otro aparato… a usar algo multifunción que además de darte tiempo y pulso te va dando distancia, velocidad, GPS, música, teléfono, consumo calórico, te compara tu sesión con otras tuyas o con las de otros corredores. De tener claro que alimentos vegetales, pasta, cereales y proteínas animales a la plancha eran lo ideal; a que ahora se recomienden alimentos de cuya existencia no sabíamos. Que tan pronto te digan que hay que comer ocho veces al día a que te digan que dos es lo mejor. Haciendo una revista tan completa cada mes es difícil no caer en la repetición o hasta en la contradicción.

En resumen, que feliz 15 cumpleaños a RW España, que cumpla muchos más, que sigan teniendo los que trabajan a diario en ella la imaginación para rellenar tantas páginas con algo teóricamente tan sencillo como correr… y que sigan permitiendo escribir a alguien que suele -con cariño, eso sí- criticar el resto del contenido de la revista. 

Publicidad
Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

Análisis con cifras y datos en busca de la hidratación perfecta para el corredor...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...