Últimas noticias del proyecto Breaking2

¿Estarán preparados para bajar de 2 horas en 42 km?
Alex Hutchinson -
Últimas noticias del proyecto Breaking2
Los primeros test de los tres atletas

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Para el equipo de Breaking2 de Nike, el reloj no se detiene. Porque será esta primavera cuando está previsto su asalto a la barrera de dos horas  en maratón, y ya se han medido los progresos de los corredores Eliud Kipchoge , Lelisa Desisa y Zersenay Tadesse para poder hacer correcciones en la preparación. El lugar está decidido (aún bajo secreto) pero no tanto la fecha.

Un equipo de científicos y diseñadores de Nike estuvieron en Kenia, Etiopía y España , donde se reunieron con cada uno de los corredores y sus entrenadores y equipos de apoyo en sus entornos de entrenamiento. (Tadesse es de Eritrea, pero estaba entrenando con su entrenador Jerónimo Bravo en España).

Durante cada etapa del viaje, tuve la oportunidad de comprobar por teléfono con Brett Kirby, el fisiólogo jefe en el laboratorio de investigación de Nike; Andy Jones, investigador de la Universidad de Exeter, que es quizás más conocido por su trabajo con la poseedora de récord de maratón Paula Radcliffe; y Philip Skiba, un médico deportivo, fisiólogo y entrenador. Y tenemos algunos aspectos destacados.

 

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Publicidad

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

KENIA

En Kenia, el entorno de entrenamiento en las altiplanicies es suficientemente famoso, con cientos o quizás miles de aspirantes a corredores de van por las carreteras de tierra llenas de baches en búsqueda de la gloria. Aún así, fue una experiencia reveladora para algunos de los científicos para ver la simplicidad del lugar donde entrena Kipchoge, a media hora en coche de la ciudad de Eldoret. Kipchoge es la estrella indiscutible del grupo que dirige Patrick Sang. El primer test sobre el que valorar cómo iniciaban en año fue un entrenamiento de pista de 12 x 1200 metros con 2 minutos de recuperación, resultando a 69 segundos por vuelta, a una altitud de más de 2.100m, lo que significa que sólo hay alrededor de tres cuartas partes de la cantidad de oxígeno que hay al nivel del mar. El ritmo de maratón de dos horas es de 68,3 segundos por vuelta de 400 metros.

Durante el entrenamiento, Kipchoge fue equipado con varias piezas de ropa y complementos para probar. Sus reservas de glucógeno muscular fueron evaluados antes y después del entrenamiento, y llevaba un dispositivo que mide la oxigenación muscular en tiempo real durante el entrenamiento.

El patrón de oxigenación del músculo da algunas pistas acerca de si el nivel de esfuerzo es sostenible, explicó Jones. Si se reduce a una meseta estable durante cada repetición, eso sugiere que puede mantener el ritmo durante mucho tiempo; si continúa descendiendo a lo largo de cada serie, tienes un problema. Los datos de Kipchoge durante el entrenamiento sugirieron que estaba en un estado "fisiológico estable", capaz de mantener ese ritmo.

Unos días más tarde, Kipchoge hizo 40 kilómetros, con aceleración progresiva que comenzó con un grupo masivo de decenas de corredores, y terminó con sólo cuatro en la parte delantera. El equipo de Nike lo siguió en una camioneta, para darle una bebida de carbohidratos cada 10 minutos más o menos. Si eso parece mucho, eso es porque lo es: en los maratones normales, los corredores consiguen bebida sólo cada cinco kilómetros, por lo que beber con frecuencia será un ajuste.

Kipchoge está con su calma habitual y seguro de sí mismo. Durante diciembre y enero, que se centró principalmente en el kilometraje y el trabajo en el gimnasio, mejorar la condición física general; el entrenamiento de pista con el equipo Nike de testigo fue el primero del año. En el futuro, él y Sang no piensa alterar radicalmente el entrenamiento del pasado. Los entrenamientos serán similares, dijo, "pero mi mente será diferente".

 

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Publicidad

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

ETIOPÍA

En contraste con la serenidad rural de Kenia, el entorno de entrenamiento de Lelisa Desisa, a las afueras de la metrópolis de Addis Abeba, parecía un "caos controlado". Desisa está en Yaya, el centro de entrenamiento establecido por la leyenda Haile Gebrselassie. El trabajo fundamental del entrenamiento, sin embargo, es el mismo.

Desisa también hizo un entrenamiento de pista de repeticiones de 1200 metros, con 1 minuto de recuperación, pero sus repeticiones iban progresivamente más rápido, un enfoque diseñado para permitir a los científicos poner a prueba su perfil de lactato. A 2.680m sobre el nivel del mar, corrió al ritmo de 2 horas en maratón, de 68 a 69 segundos por vuelta. Unos días más tarde, hizo 35 kilómetros a ritmo de 3:19 por kilómetro, y de nuevo tratando de beber cada 10 minutos.

Este fue uno de los grandes contrastes entre los corredores. Mientras Kipchoge ya está bien acostumbrado en tomar suficiente cantidad de carbohidratos durante los maratones, Desisa y sus compañeros de entrenamiento están acostumbrados a beber poco o nada. Durante la tirada, el equipo trató de ofrecer Desisa un total de 1,5 litros de líquido. Al preguntarle al día siguiente, Desisa informó que sentía que había bebido "mucho" durante el entrenamiento, pero en realidad, había consumido sólo 400 mililitros, menos de un tercio de la cantidad planeada.

Teniendo en cuenta que el intento de sub2 de Nike se llevará a cabo en "óptimas" condiciones ambientales (es decir, fresco), la deshidratación es poco probable que sea un problema grave. Pero el agotamiento de glucógeno será un problema, por lo que encontrar una forma de obtener los hidratos de carbono será un reto importante. El equipo tiene el objetivo de proporcionar de 60 a 90 gramos de carbohidratos por hora; Kipchoge está acostumbrado a de 30 a 40 gramos por hora, mientras que Desisa y Tadesse están acostumbrados a casi nada.

El uso de bebidas más concentrados hace que el estómago trabaje más, pero el uso de bebidas diluidas requiere un alto volumen de fluido. Este es problema logístico que el equipo Nike todavía está trabajando, y los atletas practicando.

Para Desisa, ver la caída de las reservas de glucógeno después de sus carreras, y mirando hacia atrás en algunas de sus recientes problemas de maratón, como el pasado noviembre en Nueva York, fue instructivo. "Creo que cayó en la cuenta", dijo Jones.

Otra apunte sobre Desisa: es un monstruo del kilometraje, acumulando más de 320 km a la semana, pero básicamente, nada (lo que va de año) más rápido que el ritmo de maratón. Si bien hay tiempo durante las próximas semanas para incorporar los entrenamientos más rápidos, esto es algo que el equipo de Nike espera ver más, para asegurarse de que puede manejar los 2:50 por kilómetro necesarios para hacer dos horas.

Desisa fue para algunos una elección sorprendente para el proyecto, dada su accidentada historia reciente en maratón. Le pregunté al equipo más acerca de lo que habían visto en Desisa, y me dijeron que sus números en VO2 max en el  laboratorio, el perfil de lactato y la economía de carrera eran particularmente buenos. De hecho, no importa qué criterios se utilizaban para clasificar los diversos contendientes, Desisa estaba siempre en el top tres, algo que ni siquiera podía igualar Kipchoge. Pero también había un elemento intangible. Al verlo correr en las pruebas iniciales, Kirby comentó que, "proyectaba confianza y fuerza". Parecía alguien dispuesto a someterse a retos, y que respondería bien a esos desafíos.

Y teniendo en cuenta lo que he visto ahora sobre las posibles áreas de mejora, como la nutrición y la hidratación, fue buena su intuición. "Después de la visita a Etiopía, me siento más seguro acerca de nuestra elección de Desisa", dijo Kirby.

 

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Publicidad

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

ESPAÑA

Cuando conversé con Kirby después de su primer día en España, pensaba sólo una cosa acerca de Tadesse: "Este tipo es un semental" Teniendo en cuenta que acababa de llegar de ver a Kipchoge, el actual campeón olímpico, es un alto elogio.

Tadesse siguió un programa similar a los otros dos, con un entrenamiento progresivo de repeticiones de 1200 metros y una tirada larga unos pocos días más tarde. Al no estar en altitud (ahora de nuevo está en altura en Eritrea), sus tiempos fueron más rápidos: su última repetición de 1200 metros la realizó a 62 a 63 segundos por vuelta.

Sus 35 km, los hizo por debajo de 3:10 por kilómetro, en la Casa de Campo de Madrid, por lo que los científicos Nike se vieron obligados a seguirle en bicicleta. "He tenido problemas para transportar el líquido en la bici que alquilamos en Madrid, alrededor de ese parque, con esas pequeñas cuestas y viento, y Zersenay iba como una moto a través de él", dijo Kirby con una risa. 

A diferencia de los otros dos corredores, Tadesse no entrena con un grupo grande, por lo que entrenar la hidratación será más difícil. Dicho esto, señaló Kirby, que Tadesse comenzó su carrera como ciclista, por lo que entiende la importancia de la aerodinámica, y se da cuenta de que va a necesitar para correr con mallas cortas.

Una posible señal de alerta son las pruebas de lactato de Tadese: la gran brecha entre su "umbral de lactato" y lo que puede limpiar. A medida que corres de forma progresiva a ritmos más rápidos, finalmente llegarás a un punto en el que el lactato se acumula en la sangre más rápidamente de lo que puedes quitar. La velocidad a la que se acumula está vinculada a tu capacidad para sostener ese ritmo durante largos períodos de tiempo (por ejemplo, dos horas).

El primer punto donde el lactato comienza a deslizarse por encima de los niveles basales se denomina umbral de lactato. A un ritmo algo más rápido, lactato comenzará a subir mucho más rápidamente; esto se llama el punto de viraje de lactato. El ritmo de maratón tiende a estar en algún lugar entre estos dos puntos; para los corredores muy buenos, debería de ser justo por debajo de su punto de viraje de lactato.

Las pruebas de Tadese muestra que tiene un punto de giro muy alto, es decir, que puede correr muy rápido antes de que el lactato realmente se dispare. Sin embargo, su umbral de lactato es inesperadamente bajo, lo que significa que pequeñas cantidades de lactato comienzan a acumularse antes de lo deseable. Este es un patrón que es más típico de corredores de media distancia que en los corredores de maratón, y baja su ritmo de maratón un poco.

Este es el asesoramiento que el equipo de Nike dio a su entrenador: tiene que centrar la acumulación de más volumen en la zona de entrenamiento entre el umbral de lactato y lactato punto de viraje, con entrenamientos de tempo, velocidad sostenida en carrera y largos intervalos de una duración de entre tres y diez minutos. Mientras que los otros dos corredores tienen una gran base de resistencia, todavía tienen que añadir velocidad, Tadesse tiene toda la velocidad que necesita, pero debe trabajar en la sostenibilidad.

 

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Publicidad

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

SIGUIENTE PASO

He presionado al equipo para saber si con lo revisado estaban en camino de un sub 2 horas. Vale la pena señalar, una vez más, de que Andy Jones ha participado estrechamente en los maratones de los récord mundiales de Paula Radcliffe. Si bien he sido muy entusiasta acerca de las investigaciones que muestran cómo el cerebro influye en el rendimiento de resistencia , Jones siempre ha sido un contrapeso en este sentido. Con los datos fisiológicos suficientes, según él, se puede obtener una idea bastante buena de lo que un atleta es capaz de hacer.

De hecho, me dijo, cuando Radcliffe se preparaba para su debut en maratón en 2002, dijo que los datos de su laboratorio sugerían que ella era capaz de correr en 2:18, una afirmación audaz, dado que el récord mundial en ese momento era 2:18:47. Ella corrió en 02:18:55 en Londres.

Más tarde ese mismo año, le dijo que estaba lista para correr en 2:17. Ella marcó 2:17:18 en Chicago.

Por último, en 2003, le dijo que estaba lista para 2:16. Ella corrió 2:15:25 en Londres, que sigue siendo el récord mundial. Por lo tanto, dado la historia de sus pronósticos, le pregunté lo que los números predecían para Kipchoge, Desisa y Tadesse.

Kipchoge, dijo, era difícil de predecir, porque su visita al laboratorio para su análisis había sido su primera vez en una cinta de corrrer. Cuando visité la sede de Nike el año pasado, vi la segunda sesión de pruebas de cinta de Kipchoge, y puedo dar fe de que se le veía muy incómodo. De modo que sus números de laboratorio probablemente no reflejan su potencial real; pero su victoria en Londres el año pasado nos dice que él es al menos capaz de 2:03:05.

"Los otros dos", Jones me dijo, "parece que son capaces de 2:02, 2:03, 2:04, en el mejor día posible, que es la zona en la que tendríamos que estar, y si se añade en todos estos otros factores como la reposición y el calzado y otros detalles y piezas podrían conseguir estar más cerca de dos horas".

En cierto sentido, entonces, yo diría que mucho de lo que Nike está haciendo con cosas como la nutrición, el control del entrenamiento, y optimizando el tiempo no es tanto un esfuerzo para que los corredores más rápidos, sino más bien para reducir las probabilidades de no conseguirlo. Nike quiere asegurarse de que sus corredores están listos el día en concreto para 2:03 o menos, y los detalles como el recorrido y las "otras partes y piezas" con suerte harán el resto del trabajo.

¿Qué serán esos “detalles y piezas”? Vamos a tener más información muy pronto, porque los corredores están citados para hacer un ensayo general completo (ropa, zapatillas y los “detalles y piezas”) sobre la distancia de media maratón.

Es todavía difícil de hacer una apuesta sólida en este punto, pero lo voy a dar la última palabra a Kipchoge. Le pregunté si la gente en Kenia cree que su objetivo era factible. "La mayoría de las personas dicen que van a morir antes de ver a un hombre corriendo en menos de dos horas", respondió. "Pero creo que voy a demostrar que están equivocados".

 

 

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Publicidad

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Fotografía cortesía de Nike / MARK MCCAMBRIDGE

Publicidad
Te recomendamos

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...