Álvaro de Arriba: “Cuando termine con la pista quiero dedicarme a la montaña”

El salmantino también aspira durante su carrera deportiva a batir el récord de España de Kevin López.
Nacho Barranco | Fotos: Sportmedia -
Álvaro de Arriba: “Cuando termine con la pista quiero dedicarme a la montaña”
Álvaro de Arriba: “Cuando termine con la pista quiero dedicarme a la montaña”

Habla claro. Y eso lo agradecemos. Álvaro de Arriba no se corta un pelo y dice las cosas tal cual las piensa, desde sus mejores entrenamientos este año hatsa sus planes de futuro, que le llevará al 1.500 y, agárrense los montañeros, al trail running. Toda una declaración de intenciones de uno de los mayores talentos del atletismo español. A continuación nuestra conversación al completo.

¿Qué sensaciones te está dejando esta temporada?

La verdad es que la temporada en cuanto a entrenos va muy bien. Después de pasar en Sierra Nevada un mes, estoy muy bien. Es verdad que los 10 primeros días tuve sensaciones raras, justo cuando competí en el Meeting de Andújar, pero luego ha ido todo rodado. La verdad que estoy realizando entrenamientos increíbles para estar en marcas muy buenas en las próximas competiciones. Por ejemplo, un 600 en 1:18.08 y un 400 en 47.09 con seis minutos de recuperación mientras hacía ejercicios de carril de aceleración. Y lo mejor es que lo hice con cierta “facilidad”.

Fuiste sexto en el Campeonato de Europa por selecciones, ¿cómo fue esa carrera?

Un desastre por mi parte. Tras la competición ni yo ni mi entrenador sabíamos qué había pasado. Fue uno de esos días que todo se pone en tu contra, que corres mal tácticamente y que encima tu cuerpo está raro. Hubo muchos golpes y tuve que hacer muchos cambios de ritmo que me hicieron llegar agotado. Me dio mucha rabia porque ahora estoy muy bien de forma, pero pude sumar puntos para España.

¿Qué expectativas tienes para el Mundial de Londres?

Es el objetivo principal de la temporada y además ya tengo la mínima, con lo que estoy al 100 por cien preparando ese objetivo. Antes pasaré por el Campeonato de España, donde como mínimo habrá tres atletas con mínima.

Y en Londres… Nosotros siempre que preparamos una cita no nos gusta solo estar, sino que hay que buscar objetivos ambiciosos. Ahora mismo y tal como estamos lo suyo es luchar por estar en la semifinal y luego pensar en meterte en la final. Solo ha estado un español en la historia en una final de 800 (Tomás de Teresa en Tokio 1991) y sé que para ello hay que bajar de 1:45 este año. Creo que es un objetivo realista.

Publicidad

¿Crees que habrá más de 3 atletas españoles con mínima en 800?

Creo que tres va a haber porque ya la tenemos Kevin López y yo. Pienso que Dani Andújar la va a hacer y luego un atleta como Jesús Gómez puede estar en esa marca. Saúl Ordoñez es un atleta que tiene el nivel y que no descarto para nada. Y además hay que tener muy en cuenta que viene una generación joven con mucho talento con Pablo Sánchez-Valladares, Ignacio Fontes o Adrián Ben, que aunque todavía no están todavía para la mínima mundial, si lo estarán en años futuros. Esto hace que en el Campeonato de España no te puedas despistar para nada en semifinales y final.

¿Quién es tu atleta de referencia?

Atletas como Kevin López, Luis Alberto Marco o Manuel Olmedo. He tenido suerte de competir con los tres y ahora los considero mis amigos, lo cual es una pasada porque antes los veía por televisión con mucha admiración. Eran mis referentes, sobre todo Kevin y Olmedo. He de decir que parte de la medalla del europeo de pista cubierta de este año ha sido gracias a Olmedo, ya que en las tres semanas que estuve en invierno en Sierra Nevada compartí muchos entrenamientos con él y me enseñó a gestionar la presión en grandes campeonatos. Hizo que me creyera que estaba muy bien.

Nos hemos enterado que te gusta mucho la montaña. ¿Cómo la introduces en tus entrenamientos?

Empecé a meter la montaña en mis entrenamientos como rutas senderistas (provengo de un club que organiza la carrera Tres Valles en el entorno de la Sierra de Francia) al principio de temporada pero ahora ya hacemos entrenamientos largos de 30 o 35 kilómetros. Además, utilizamos mucho los cortafuegos para hacer entrenamientos de subida y fuerza al principio de temporada. Cada vez busco más ese beneficio.

La verdad es que pasarme a la montaña es algo que siempre tengo en mente. Cuando me retire, tras haber pasado por el 800 y el 1.500, lo más seguro es que me pase a la montaña. Me apasiona muchísimo, se sufre distinto y es muy bonito. Por eso me gusta tanto ir a Sierra Nevada, donde me libero mucho.

Publicidad

¿Por qué te gusta tanto entrenar en altura?

La verdad es que había ido otros años a Sierra Nevada, pero sin buscar el beneficio de la altitud. Este año decidimos hacer concentración en serio, primero en invierno durante tres semanas, donde coincidí con Manuel Olmedo que conoce muy bien cómo se entrena en altitud. Me vino muy bien y lo acabé demostrando en el Campeonato de Europa de Belgrado. Es algo que me gusta mucho porque sales de la zona de confort para buscar nuevas experiencias y ese rendimiento en altura. En ese sentido en invierno salió muy bien.

Ahora en verano he estado cuatro semanas, más de cara a hacer los entrenamientos de carga para el mundial, trabajando la base y aprovechar para salir de Salamanca y buscar tranquilidad, aislarme y concentrarme. Lo mejor de todo es que allí coincides con mucha gente y compartes experiencias con gente de ese nivel y de todos puedes aprender.

¿Qué crees que le hace falta a España para estar al nivel atlético de países como, por ejemplo, Estados Unidos?

Creo que tiene mucho que ver con la influencia de las marcas deportivas y lo profesionalizado que está el deporte. Es verdad que los atletas no tienen contratos como los futbolistas, pero allí hay muy buenos acuerdos con las marcas. Aquí las marcas nos tratan como amateur, aunque nosotros vivamos como profesionales. Y lo bueno que tienen países como Estados Unidos es que sabes que si consigues algo importante vas a tener la vida medio resuelta. Te da tranquilidad y por eso luchan tantos atletas.

Por ejemplo, yo ahora mismo me dedico al cien por cien a entrenar, aunque hasta el año pasado he estudiado. Tras los juegos he apostado por el atletismo pero es una apuesta que conlleva mucho riesgo y eso no tendría que ser así. Con la palabra riesgo de por medio no se trabaja igual y tienes que pensar año a año.

¿Cuál es la marca que te quedarías satisfecho al finalizar tu carrera?

Primero voy a hablar de la marca que creo que puedo hacer este año, que es bajar de 1:45.00. Y en mi carrera… quiero estar por debajo del récord de España de Kevin López, aunque creo que todavía no estoy maduro para ello. Después quisiera pasarme al 1.500 m, pero no podría pronosticar una marca. Haré el cambio después de los JJOO de Tokio, para hacer la transición con 27 o 28 años.

 

Publicidad
Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

Análisis con cifras y datos en busca de la hidratación perfecta para el corredor...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...