Chema Martínez: “Me dio rabia perder el podio del Tahoe Rim Trail tan cerca de meta"

Una 'pájara' apartó al español de los puestos de honor en su debut en una ultratrail de 100 millas.
Ezequiel Bellido / Foto: Chema Martínez -
Chema Martínez: “Me dio rabia perder el podio del Tahoe Rim Trail tan cerca de meta"
Chema Martínez: “Me dio rabia perder el podio del Tahoe Rim Trail a pocos kilómetros de meta".

The Tahoe Rim Trail le exigió a Chema Martínez que sacara toda su experiencia, garra y hasta su última gota de energía para poder llegar a meta como el Campeón que es. El madrileño era muy consciente de la complejidad de esta prueba americana a la hora de debutar en ella, algo que finalmente fue así, denominándola en el post carrera como: “la mayor de mis locuras.”

The Tahoe Rim Trail, es uno de las ultratrails americanas más emblemáticas. Sus 100 millas -160km- discurren por senderos de alta montaña entre coníferas y bosques característicos de la zona del conocido lago Tahoe, situado concretamente en el noreste en la frontera entre los estados de California y Nevada. Su larga distancia, sumado a los más de 5.500 metros de ascenso así como a una altitud que en casi ningún momento bajada de los 2.000 metros y llegaba en su punto más a los 2.800 metros, complicaron más todavía que el rendimiento del de Adidas saliera a relucir.

La carrera comenzó este pasado sábado y tras el pistoletazo, Chema lograba situarse en posiciones de podio durante la mayor parte de la prueba. Sus ritmos de carrera eran buenos, avanzando a una media de entre 5 y 6 minutos / kilómetro y completando la primera de las dos vueltas de las que constaba la prueba –de unos 80km cada una- en aproximadamente 9 horas. Todo parecía ir bien para Martínez hasta que en una subida a falta de 20 millas para finalizar –unos 30km- comenzó a encontrarse débil, tuvo que pararse en mitad de la cuesta y hasta vomitó. Tal como declara él mismo en redes sociales: “a partir de aquí vino el calvario”. Chema tuvo que poner todo de su parte para conservar su privilegiada situación pero finalmente no pudo:

“Me dio rabia que pese a ir fundido y pensando que podía llegar segundo a la meta, me pasaron hasta 3 corredores en las últimas millas”, decía el español en Facebook.

Finalmente Chema Martínez llegó 5º a meta, tras más de 21 horas de esfuerzo, y por detrás de Ryan Weibel -vencedor con 18:29-, Evan Namkung y Jorma Gates, 2º y 3º con 20:12 y 20:37 horas, respectivamente.

“Pese a que ahora mismo estoy hecho polvo, con el cuerpo dolorido y los pies destrozados, mi valoración es buena. Creo que no se me dan mal las ultratrails, aunque sí que es cierto que pienso que en cuanto a mis piernas, debo mejorarlas en cuanto a fuerza y volumen. Lo delgadito que estoy no me ayuda nada en estas carreras tan largas donde al final la resistencia y la fuerza en las cuestas y bajadas, es lo más importante” declaraba Chema horas después de finalizar su reto.

En categoría femenina, gran rendimiento de Roxanne Woodhouse, la corredora de Weaverville se impuso con autoridad con más de un día de carrera, 24:42 horas, a Lyndsey Bednar y Tracy Dimino.

Y aunque todos sabemos que como buen fondista olímpico cuida cada parte de su preparación y entrenamiento, Chema ha confesado en su red social que unas horas después y cuando su estómago le dejó, se desayunó unos huevos revueltos, bacón, tostadas y un par de tazas de café.  ¡100 millas bien merecen un homenaje así!

P:D: Rory Bosio, la doble ganadora del Ultra Trail del Mont Blanc así como recordwoman de esa prueba, también fue protagonista de la versión de las 50 millas de este Tahoe Rim. La americana sorprendió a todos llegando a meta como ganadora absoluta –por delante de todos los chicos-. Su crono final, de 8:27 horas, fue 11 minutos inferior al del 2º clasificado –primer hombre- Bob Shebest, ¡sencillamente brutal!

Te recomendamos

Participa en nuevo sorteo de Deus ex Machina y puedes ganar este conjunto de tres pre...

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Con mejoras en el upper pero manteniendo su tradicional personalidad de rodadora...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...