¿Corro por la montaña, sólo o acompañado? ¡he aquí la cuestión!

Analizamos algunas de las ventajas y beneficios de correr por la montaña en solitario o en grupo.
Ezequiel Bellido Verdú / Foto: Org. Haría Extreme -
¿Corro por la montaña, sólo o acompañado? ¡he aquí la cuestión!
¿Corremontañear sólo o acompañado? ¡he aquí la cuestión!

Correr, uno de los pocos deportes que reúne las condiciones perfectas si quieres comenzar a girar hacia el lado positivo de la vida. Es económico, se puede practicar casi en cualquier lugar, a nivel de usuario no requiere un gran aprendizaje ni grandes preparativos y además es de las disciplinas deportivas que más calorías te hará quemar por unidad de tiempo. ¡Todo un chollo!

Y si para rizar el rizo te quieres tomar la medicina más efectiva y gratificante del mercado, hazlo por la montaña, nunca fue tan sencillo sentirse realizado y ser feliz. El monte es un entorno inmejorable para llegar a fluir contigo mismo y para conseguir muchos de los objetivos que quieres conseguir, desde respirar aire puro y sentirte más saludable, hasta estar más cerca de ti mismo y conocer todo tu potencial como persona y deportista.

Pero, ¿es preferible salir sólo a la montaña para conseguir todo lo anterior? Como veremos ahora, salir en solitario tendrá sus ventajas, pero no siempre te aportará todo lo que buscas. Salir en compañía también puede ser muy enriquecedor y de no hacerlo te estarías dejando una de las mejores partes del trail running, compartirlo y no dejar de lado ciertas sensaciones y aprendizajes que tan sólo son posibles corriendo con amigos o compañeros.

Analicemos ahora algunas de las variables más importantes que te podrían ayudar a ser mejor corredor y en consecuencia disfrutar más de este deporte, y veamos si de ellas sacamos más jugo corriendo solitos o en compañía:

Motivación para ‘ponerse en marcha’

Estaréis conmigo que quedar a correr con alguien siempre es más motivador que salir sólo. El mejor antídoto para ‘arrancar’ es haberte comprometido con algún amigo, aquí escaquearte del entreno no te será tan fácil. Ojo, intenta que no sean los colegas los que siempre te pongan en marcha, malo sería si en la mayoría de las ocasiones no sabes hacerlo por ti mismo.

Publicidad

Dosificar tu esfuerzo

Sin discusión, el ritmo de carrera es una de las variables más importantes que debe dominar y aprender todo corredor de montaña que se precie. Llegar a la meta entero pasa por saber repartir de forma equilibrada toda tu energía en el transcurso y longitud del recorrido. Para conseguir esta misión quizás salir sólo sea lo más inteligente, así nadie te condicionará el ritmo de tu entrenamiento.

Trabajar la concentración

Mantener la atención a raya durante unos minutos es más que factible si te lo propones pero la cosa cambia si corres durante horas. Concienciarse en el aquí y el ahora, fijándote en una correcta respiración, en tus sensaciones, velocidad y hasta en la longitud de tu zancada, son cosas básicas para optimizar y rentabilizar tu carrera. Todo parece indicar que corriendo sólo sería más factible llegar a todo lo anterior, aunque no es menos cierto que para un corredor ya experimentado correr en compañía no sería un problema para conseguir una buena concentración.

Manejar la crisis

Más largas o más cortas, más o menos agudas, las crisis casi siempre formarán parte de tu carrera o entrenamiento pues pocas veces existe la carrera perfecta. Saber manejar situaciones en las que el cuerpo o la mente te dicen que no vas bien, es básico y para ello siempre será más fácil estando arropado por alguien. Pero esto no quiere decir que esta sea la situación ideal para aprender a salir de las dificultades ya que depender siempre de alguien nunca será tan positivo que conseguir hacerlo por ti mismo.

Sentirte más arropado y seguro

Si acabas de llegar al trail running y desconoces el entorno de la montaña, es importante ir en compañía en tus primeras andanzas. Lo primero de todo es aprender y sentirte seguro en un contexto que al principio sentirás como extraño. Eso sí, cuando te sientas más seguro, conozcas el medio y tengas claro el circuito a realizar, date una vuelta solito, experimentarás sensaciones que no tendrás cuando vas acompañado.

Publicidad

Seguir para llegar más lejos

¿Cuántas veces te has dejado convencer con el “ya tengo bastante” cuando has pasado cerca de donde tenías el coche y has optado por dar por acabado tu entrenamiento? Seguramente ibas bien y estabas en condiciones de ir algo más allá, de completar un rodaje más largo. En este tipo de situaciones donde ya no tienes esa motivación por llegar más lejos, es el grupo quien tira de ti. Si no es fulanito será menganito y quizás más tarde seas tú mismo quien aportes y motives a los demás para que sigan adelante. Nunca descartes conseguir ir más allá cuando vas sólo, es factible si llevas una buena motivación, pero no olvides que con compañía no sólo completarás la distancia que tenías pensada sino que seguramente irás más allá..

Exigirte un plus

Ya has visto que  correr con compañeros te puede ayudar a llegar más lejos -punto anterior- . Ahora gracias a ellos también puedes llegar a una mayor exigencia en tus entrenamientos, exigirte ese plus que tan sólo se consigue mediante una sana competencia. Como corremontañero no negamos que puedas correr muy rápido en un test o en unas series, pero casi con total seguridad te diría que entrenar con compañía te puede ayudar mucho a la hora de subir tu nivel de calidad como corremontes.

Compartir y aprender

A estas alturas tendrás claro que correteando en soledad puedes aprender mucho de ti mismo y de la montaña, algo que como hemos dicho es básico para formarte como corredor de montaña. Pero por otro lado, si algo tiene correr en compañía es la oportunidad de compartir con los demás tus experiencias y modos de hacer. El resultado será un nutrido aprendizaje que te completará como corredor y que es cualitativamente distinto de lo aprendido por ti mismo.

Publicidad

‘El tercer tiempo’

Sólo quedando con tus compañeros de fatigas puedes compartir un ‘tercer tiempo’ o ‘charleta’ post entreno como toca. Tomar algo y darle al ‘palique’ - esta vez en estático y más relajados- sobre lo acontecido en el entrenamiento así como en alguna que otra batallita es fundamental para conseguir una mejor cohesión del grupo y un gran ambiente. Además un buen ‘tercer tiempo’ como Dios manda es la manera más óptima de alimentar otra ‘quedada corremontañera’ para dentro de unos días así como para irte para caso con las pilas cargadas de motivación.

Consejos finales

Si eres principiante en el arte de correr por la montaña, sé sensato y en primer lugar, hazte al medio. Busca una buena y experimentada compañía que te aporte seguridad, saber y confianza. Con todo esto irás construyendo los cimientos de tu propia identidad como corredor en la naturaleza. Orientarte, saber moverte o saber reaccionar ante cualquier circunstancia es básico en la montaña. Poco a poco irás cogiendo soltura y con ella un empuje que te dará la seguridad necesaria para salir tu solo. Esta acción tiene su aquel y como todo, sus ventajas e inconvenientes. Ya lo hemos dicho, salir de forma independiente te puede aportar muchas dosis de autonomía, aprendizaje y sensaciones por metro recorrido, pero mejor procede cuando realmente estés preparado. A partir de aquí, tú serás quien gestione las salidas en solitario o con amigos. No dejes ninguna de lado, ya sabes que en la variedad está el gusto.

No olvides que hoy día dispones de dos grandes aliados del corredor de montaña: el GPS y el teléfono móvil.  Ambos te harán la vida más fácil en cuanto a orientación y seguridad. Si dispones de estas herramientas, no prescindas de ellas, sobre todo de la segunda, fundamental para comunicar cualquier urgencia.

 

Publicidad
Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

Análisis con cifras y datos en busca de la hidratación perfecta para el corredor...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...