¿Por qué me duelen las piernas después de ir al gimnasio?

A continuación, te indicamos cómo disminuir el dolor para que no te impida correr
Christina Bonnington -
¿Por qué me duelen las piernas después de ir al gimnasio?
¿Por qué me duelen las piernas después de ir al gimnasio?

¿Cómo vencer el dolor?

Si bien esas sensaciones de dolor se disiparán con la frecuencia con la que te dirijas al gimnasio, hay algunas cosas que puedes hacer para minimizar el dolor post-entrenamiento.

En primer lugar, Skolnik recomienda hacer un enfriamiento de cinco minutos después del entrenamiento que se dirige específicamente a los músculos entrenados. Pasarte el rodillo de espuma también es una buena idea, ya que aumenta el flujo sanguíneo local y elimina el ácido láctico de los músculos que acaban de trabajar. Y tercero, tratamientos como el masaje o la acupuntura pueden ayudarte a promover la curación también, dice Skolnik, además de mejorar el flujo sanguíneo y movilizar los tejidos fasciales.

Y, por supuesto, cuanto más a menudo entrenes en el gimnasio, más se adaptará su cuerpo, haciendo que el dolor post-entrenamiento sea menos intenso.

Publicidad

Ya sea porque vayas al gimnasio solo durante tu época período de correr de la temporada o porque lo integras durante todo el año, una cosa es segura: tus piernas generalmente las sientes como una porquería después.

Cada vez que introduces un ejercicio nuevo o poco frecuente, dentro de tu entrenamiento de fuerza, experimentarás dolores extra. Es perfectamente normal, es parte del ciclo de daño y regeneración muscular que te ayudará a fortalecer y mejorar tu rendimiento atlético.

 

¿Qué causa dolor?

Según David Skolnik, entrenador personal y fisioterapeuta de Evolution Healthcare & Fitness en Portland, hay dos razones principales por las que nos duelen las piernas después de ir al gimnasio. La primera es la acumulación de lactato sanguíneo, que puede provocar un entorno ácido doloroso en los músculos; el ácido láctico se genera típicamente por fibras musculares tipo 2 ("contracción rápida"), que a menudo se desarrollan mediante el trabajo de gimnasio. La mayor parte del ácido láctico se elimina de los músculos en los cinco minutos posteriores a la finalización del ejercicio, pero cualquier dolor persistente relacionado con el lactato debe desaparecer en aproximadamente 12 horas.

La segunda razón, es el principal culpable cuando lo sientes al día siguiente, es la hinchazón de los músculos en recuperación dentro de los confines fasciales, lo que puede causar dolor relacionado con la presión.

"Cuando un músculo experimenta el daño saludable que resulta del ejercicio extenuante, se produce hinchazón", dice Skolnik. "Esta hinchazón hace que el músculo y todas sus terminaciones nerviosas presionen contra las paredes de su compartimento". Si sientes dolor durante más de 48 horas, es una señal de que te pasaste.

 

Publicidad

¿Cómo vencer el dolor?

Si bien esas sensaciones de dolor se disiparán con la frecuencia con la que te dirijas al gimnasio, hay algunas cosas que puedes hacer para minimizar el dolor post-entrenamiento.

En primer lugar, Skolnik recomienda hacer un enfriamiento de cinco minutos después del entrenamiento que se dirige específicamente a los músculos entrenados. Pasarte el rodillo de espuma también es una buena idea, ya que aumenta el flujo sanguíneo local y elimina el ácido láctico de los músculos que acaban de trabajar. Y tercero, tratamientos como el masaje o la acupuntura pueden ayudarte a promover la curación también, dice Skolnik, además de mejorar el flujo sanguíneo y movilizar los tejidos fasciales.

Y, por supuesto, cuanto más a menudo entrenes en el gimnasio, más se adaptará su cuerpo, haciendo que el dolor post-entrenamiento sea menos intenso.

Publicidad
Te recomendamos

El DS 7 Crossback es el primer coche desarrollado desde cero por la marca premium fra...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Asics celebra el 25° aniversario de la querida y muy conocida GEL-KAYANO con algunos...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...