Heroínas Anónimas: Stéphanie Contamine

“Los comienzos fueron difíciles a la vez que motivadores”, nos cuenta Stéphanie
Stéphanie Contamine -
Heroínas Anónimas: Stéphanie Contamine
Heroínas Anónimas: Stéphanie Contamine

Muchos son los tópicos que se han formado sobre el running. Algunos piensan que es una cuestión de moda, otros que correr es de cobarde, que todo es postureo, etc. Pero en realidad, creo que detrás de cada runner, sobre todo detrás de cada mujer runner, hay una bonita historia; una historia cargada de motivación y superación.

La mía transcurre así…

 

Desde que aprendí a caminar, no he dejado de hacer deporte. Empecé como no podría ser de otra manera siendo hija de una profesora de baile, con el ballet y jazz-dance. Luego le siguió el hip hop, el funky o el streetdance, que he practicado hasta los 34, momento en el que me quedé embarazada. También en mi juventud hice unos años de gimnasia rítmica y desde los 18 años, era fiel a mi cita con el gimnasio.

Tras dar a luz a mis mellizos (cogí 20 kilos en el embarazo) y dedicarme a ellos plenamente durante sus 3 primeros años de vida, además de trabajar, decidí volver a hacer deporte, o mejor dicho, a seguir haciendo deporte, pues tenía “mono” y una necesidad de retomar las riendas de mi vida. Porque ser madre no significa renunciar a tu vida, a lo que eres, a tu personalidad, a tus aficiones. ¡Todo es compatible con organización! Necesitaba un deporte flexible, sin horarios, que se adaptara a mi agenda, a mi nueva vida de esposa, madre y trabajadora; y creo que el running cumple todos esos requisitos.

Así que empecé a correr en el verano de 2014. Los comienzos fueron difíciles a la vez que motivadores. Iba muy lenta (a 7min/km) y no aguantaba más de 15-20 minutos. Pero poco a poco, me fui superando y eso es lo que tiene el running, ¡engancha! Cuando vas viendo tus progresos, te motivas. Es una forma sana y económica de hacer deporte, que se puede practicar en cualquier momento y en cualquier lugar; incluso cuando me voy de vacaciones a la playa, salgo a correr, siempre acompañada de una buena playlist. Lo bueno del running es que sólo se necesitan unas zapatillas y el tiempo del que cada uno disponga.

A modo anecdótico, os contaré que he vivido 21 años en Lanzarote, es decir, con un tiempo ideal para practicar este deporte al aire libre pero no ha sido hasta llegar a Zaragoza, con su cierzo y su frío invierno, que he empezado a correr. Pero bueno, todo es solventable con unas buenas mallas y una térmica.

En octubre 2015, me apunté a mi primera carrera popular, la del Pilar, 5 k. Y a ella, le sucedieron muchas más: populares, solidarias, en equipos, con obstáculos, como por ejemplo, la Eternal Running de Cazorla de junio 2016, que recuerdo con mucho cariño, pues ese mismo día cumplía 40 años. La hice con mi marido y mis cuñados, y a la salida, empezaron a cantarme el “cumpleaños feliz” y les siguieron todos los participantes. Y allí, tras 10 k y mucho barro y obstáculos, llegar a la meta fue una auténtica satisfacción.

¡Hasta he hecho mi primer duatlón hace 4 meses!! 6 k de carrera, seguido de 19 k en bici, y otros 2 k de carrera para acabar.

 

La verdad es que las carreras que me motivan especialmente son las de carácter benéfico por una causa (contra la violencia del género, para la educación, la carrera de la mujer, el circuito fartlek de mi ciudad compuesta por 3 carreras en apoyo a las enfermedades raras, al alzheimer, al ictus, etc. )

La distancia más larga que he corrido hasta ahora son las VIII millas de mi pueblo, unos 11,84 k. Pero no descarto prepararme para una media maratón. El tiempo y la motivación lo dirán porque creo firmemente que en esta vida, la motivación es un pilar básico.

Let’s run! No importa la distancia ni la marca… simplemente disfrutad.

 

Y nosotras hemos disfrutado mucho leyendo tu historia Stéphanie, muchas gracias por compartirla con todas nuestras lectoras.

Compartimos plenamente que la motivación es un pilar indispensable para ponernos las zapatillas y salir a correr, y seguro que leyéndote animas a muchas a salir por la puerta. Porque en efecto, comenzar es duro, pero después los progresos son muy gratificantes.

Mucho ánimo en los futuros retos que te propongas como esa media maratón que tienes en mente, seguro que acabas cruzando la meta con una gran sonrisa.

Te recomendamos

Participa en nuevo sorteo de Deus ex Machina y puedes ganar este conjunto de tres pre...

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Con mejoras en el upper pero manteniendo su tradicional personalidad de rodadora...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...