Una carrera para recordar: tu segundo 5k

Pequeños consejos para que mejores tus sensaciones en el próximo 5k
Jeff Galloway -
Una carrera para recordar: tu segundo 5k
Una carrera para recordar: tu segundo 5k

Todas las corredoras celebran el hito de terminar su primera carrera, pero acabar motivada y con ganas de hacer la siguiente es lo más importante. Si tu primer 5k fue un éxito, te sentirás más motivada que nunca para entrenar y disfrutar de la experiencia de participar en más carreras (y acumular una botín de carreras y medallas de finisher). Pero si tu debut no fue como esperabas, aquí te mostramos el lado positivo: aprenderás más de una carrera mala que de una buena. De cualquier manera, toma nota de estas metas para hacer de tu segundo 5K una carrera para recordar.

 

Evita pinchar al final

Si en tu primera carrera saliste muy rápido, es probable que te estrellaras al final, y puede llegar a ser desmoralizante. Para disminuir la probabilidad de que esto vuelva a suceder, trata de tomar más descansos donde aflojes el ritmo y te relajes, desde el primer momento. Esto mantendrá tu ritmo más lento en general y mantendrá tus músculos sin agotarse hasta el último kilómetro de la prueba.

 

Publicidad

Corre sin parar

Muchas corredoras (especialmente las principiantes) acaban igual o más rápido cuando utilizan una estrategia de correr-andar. Pero debes trabajar la idea de correr un 5K sin descansos. Para ello dedica una sesión a la semana a correr sin andar. Ralentiza tu ritmo y aumenta gradualmente la distancia con un kilómetro más cada semana, llegando a haber corrido cinco kilómetros seguidos una semana antes de la carrera.

 

Publicidad

Esprinta al final

Para correr más rápido, debes correr más rápido en los entrenamientos. Prueba esto: una vez a la semana, entrena intervalos de 500 metros, recupera caminando de dos a tres minutos entre cada uno. La primera semana, haz cuatro repeticiones al ritmo hiciste tu primera carrera de 5 km. Cada semana, añade dos repeticiones y hazlas unos pocos segundos más rápido que la semana anterior. Termina una semana antes de la carrera con 10 ó 12 repeticiones.

 

Publicidad

Hazla con un amigo/a

Tu primera carrera puede ser tensa, pero ahora ya sabes lo que sucede el día de la carrera y que puedes terminarla. Es casi seguro que disfrutes de tu segundo 5k mucho más, pero para garantizarlo, prueba a correr con un amigo/a. Puedes comentar de vez en cuando, daros ánimos mutuamente y cruzar la línea como un equipo. Si tu amigo no ha hecho una carrera de 5 km antes, será una muy buena experiencia para ti actuar de “maestra”.

 

Publicidad

La excusa: Mi primer 5K fue tan mal que no estoy segura de que quiera volver a correr otro.

Inténtalo: Puede ser muy divertido si lo haces bien. Lo primero es inscribirte en otra, no esperes, y corre de manera diferente: Comienza muy suave y toma descansos para caminar cada cierto tiempo. Si empiezas a resoplar, tomar un descanso de 30 segundos andando. Seguro que terminas con fuerza y esperas con ganas a tu 5K número tres.

 

Publicidad
Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

Análisis con cifras y datos en busca de la hidratación perfecta para el corredor...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...