4 signos de asma inducido por el ejercicio

Así es cómo puedes entrenar de manera segura si tienes esta dolencia común
Cassie Shortsleeve -
4 signos de asma inducido por el ejercicio
4 signos de asma inducido por el ejercicio

Respirar es una de esas cosas que das por sentado hasta que, de repente, te cuesta hacerlo.

Es una sensación de miedo, pero entre el 5 y el 20 por ciento de la población padece estos síntomas, llamados broncoconstricción inducida por el ejercicio (AIE), una afección que se conoce como asma inducida por el ejercicio. Los médicos se están alejando del término "asma inducida por el ejercicio” porque puede sugerir que el ejercicio es un factor de riesgo para el asma, cuando en realidad no lo es.

Con la broncoconstricción inducida por el ejercicio, tus vías respiratorias se contraen durante o después del ejercicio. "La broncoconstricción se refiere esencialmente al estrechamiento de las vías respiratorias más grandes en los pulmones", dice Rachel Taliercio, neumóloga de la Clínica Cleveland.

Los médicos no están seguros exactamente de por qué ocurre, pero podría ser que entrenar enfría las células en la superficie de las vías respiratorias, y cuando dejas de moverte, las vías respiratorias se calientan, lo que provoca inflamación y constricción, explica David A. Wang, médico de medicina deportiva de atención primaria en el Hospital de Cirugía Especial

Es por eso que los síntomas tienden a aparecer después de que hayas hecho ejercicio, o incluso cuando has terminado. Además, las superficies de las vías respiratorias también pierden agua a causa del ejercicio, otro cambio que también podría causar inflamación y constricción.

Afortunadamente, el AIE bien controlado no debería impedir que entrenes de la manera que desees, dice Taliercio.

Publicidad

¿Quién padece broncoconstricción inducida por el ejercicio?

En personas con antecedentes de asma, alrededor del 90 por ciento experimentan síntomas de AIE. Pero la broncoconstricción inducida por el ejercicio también puede surgir en adultos que nunca antes habían padecido asma.

También es más común en atletas, posiblemente porque absorben y expulsan más aire que una persona que no lo es. Los atletas también pueden pasar más tiempo haciendo ejercicio al aire libre, y tienen niveles más altos de exposición a factores ambientales desencadenantes e irritantes de las vías respiratorias como la contaminación o el polen.

Además, puedes ser más propensa a los efectos si tiendes a hacer ejercicio al aire libre con aire fresco y seco, que puede ser más irritante para los pulmones que lo que lo hace un ambiente cálido y húmedo, dice Wang.

Publicidad

¿Cuáles son los síntomas de la broncoconstricción inducida por el ejercicio?

Si tienes AIE, es probable que experimentes uno o una combinación de cuatro síntomas: dificultad para respirar, tos seca no productiva, opresión en el pecho o sibilancia (un silbido cuando respiras).

Algunos de estos síntomas, por ejemplo, problemas para recuperar el aliento, pueden confundirse fácilmente con los efectos de haber hecho un gran esfuerzo o estar un poco fuera de forma. Entonces, ¿cómo puedes saber si padeces AIE?

Por lo general, los síntomas de la broncoconstricción inducida por el ejercicio son bastante precisos. Tienden a comenzar durante los primeros seis a ocho minutos de ejercicio, y alcanzan un pico de cinco a 10 minutos después del entrenamiento, dice Wang. Eso es porque, inicialmente, el ejercicio expande las vías respiratorias. Pero a medida que continúas moviéndote con AIE, o cuando te detienes, tus vías respiratorias pueden estrecharse más de lo habitual.

Publicidad
Te recomendamos

La compañía de neumáticos premium Hankook tiene sus miras puestas en el presente… y e...

Con mejoras en el upper pero manteniendo su tradicional personalidad de rodadora...

Participa en nuestro sorteo y gana una de estas dos magníficas chaquetas de cuero Ind...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...