Ventresca de atún salvaje con tomate y pistachos

Muy rica en proteínas y con un gran aporte de grasas buenas, monoinsaturadas
Olivia Rosales -
Ventresca de atún salvaje con tomate y pistachos
Ventresca de atún salvaje con tomate y pistachos

El atún fresco es de los pescados azules más consumidos del mundo y de los más ricos en omega 3, así que nos ayuda a mantener a raya el colesterol. Posee más proteínas que incluso la carne, pero cuidado si padeces de gota, ya que su alto contenido en purinas es transformado en ácido úrico por nuestro organismo.

Es un producto fantástico para cocinar en casa ya que lo podemos consumir tanto en crudo como cocinado, haciendo sushis, escabeches, confitados tartar, etc.  Para conservarlo mejor y durante más tiempo en la nevera, os propongo que lo racionéis y lo envolváis primero en papel grueso de cocina y luego en film. Y si al cocinarlo pierde su característico rojizo y adquiere un color blanquecino es que te han dado bonito, otro gran pescado que podría valernos como alternativa.

 

Lo habitual es encontrar el pistacho tostado, pero también lo podemos comprar freso o verde repelado. En este caso he preferido usar pistachos verdes repelados que nos van a aportar frescura.

 

El aceite de oliva variedad picudo tiene un equilibrio y dulzura inmejorables, con sabores muy ligeros y recuerdos a manzana y almendrados, ideal para cualquier ensalada.

 

Ingredientes (4 personas):

- Ventresca de atún - 400 gr

Para la ensalada de tomate y pistachos:

- Tomate maduro - 2 unidades

- Pistachos - 40 gr

- Menta - 4 hojas

- Aceite de oliva virgen variedad picudo

Otros:

- Vinagre Cabernet Sauvignon (como alternativa, de módena o jerez)

- Sal en escamas

 

Publicidad

Elaboración:

- Encárgale a tu pescadero de confianza una pieza de unos 400 gramos de ventresca de atún sin piel. Pídele la parte que los japoneses denominan “toro”, es la más grasa del atún. Y el momento de prepararlo, corta en raciones iguales.

- Para la ensalada de tomate y pistachos: lo tienes que hacer un par de horas antes del plato, porque todos los ingredientes tienen que quedar bañados en aceite durante ese tiempo. Los tomates van cortados en dados de un centímetro, los pistachos troceados con la ayuda de un cuchillo y la menta picada lo más fina posible.

- Además, también tienes que poner a cocer el vinagre hasta reducir al 50%.

 

Acabado y presentación:

- Salpimentar los tacos de atún y cocinarlos en una sartén antiadherente por los dos lados, pero dejando el centro bien rojo. Cada pieza será una base, encima de la cual añadiremos una cucharada de la reducción de vinagre y la ensalada de pistachos.

- Terminaremos el plato aderezando todo con unas gotas de aceite de la propia ensalada de aceite y pistachos que hemos preparado, el cual tendrá impregnado el frescor y aroma de la menta.

- No te olvides del toque final, los pequeños cristales de sal en escamas.

 

Publicidad
Te recomendamos

El nuevo Peugeot 508 apuesta por cambiar tu concepto de berlina...

Análisis con cifras y datos en busca de la hidratación perfecta para el corredor...

Ricochet y Bedlam se unen a la familia ...

Así es la nueva Storm Viper de Joma: una zapatilla para hacer kilómetros en carretera...

Más ajuste, más estabilidad y más amortiguación sin añadir peso. Así es lo nuevo de S...